mascarillator_yedah_b

LA MASCARILLATOR DE YEDAH: PARA EL PELO SECO

¡AVISO! ¡ESTO NO SE COME! Aunque se podría jajaja.

He pasado unos años con la dichosa anemia que nunca desaparece del todo y con un eccema en el cuero cabelludo, que aún no he conseguido arreglar (y para el que de momento utilizo aceite de coco). Y ahora que había decidido dejarme el pelo largo pues no se me veía bonito. Y el pelo largo o lo tienes sano o mejor cortarlo.

¿Qué pasa? Pues que todo esto natural suele ser pringoso y te deja fuera de circulación las horas que te lo pones jajaja. Pero de verdad que vale la pena. He pasado de tener el pelo super roto y sin brillos, a tener una melena mucho mejor (aún me queda por eso…). Esta mascarilla la he utilizado más o menos cada 10 días y lo he notado sin duda, el aceite de coco unos minutos antes de ducharme también ha ido bien.

Por varias cositas de salud que tengo, he descubierto que las marcas comerciales según cómo afectan a mi piel. Por lo que últimamente estoy intentando buscar remedios caseros de toda la vida. Algunas personas ya lo han probado y les ha ido genial.

Esta masa pringosa pero que da muy buen resultado se llama, tal y como la bautizó Yedah en su blog: The Mascarillator: La mejor Mascarilla Casera para el Pelo Seco. Os recomiendo su blog, aparte de recetas encontráis truquillos para la salud con cosas totalmente caseras. Ella es mi ídolo en estos temas, ya le he dicho que tiene que montarse el “Consultorio de la señorita Yedah” jajaja.

Ingredientes de la masa pringosa pero efectiva:

  • 1 huevo
  • 1 yema de huevo (yo le pongo una cucharada de agua)
  • 4 cucharadas de levadura de cerveza SIN GLUTEN (en Mercadona venden etiquetada)
  • cucharada de aceite
  • 1 cucharadita de miel

ELABORACIÓN:

  1. Batir los huevos y mezclar con el resto de ingredientes.
  2. Dejar reposar la mezcla unos minutos y así la levadura se integrará mejor.
  3. Aplicar en el cuero cabelludo haciendo un buen masaje. Ir aplicando en el resto del cabello, en las puntas y por el medio.
  4. Dejar actuar un mínimo de 30 minutos. (Durante ese rato rezar que no tengamos que salir de casa por alguna emergencia por qué muy presentables no estaremos jajaja).
  5. Guardar un poquito para aplicar en la cara (yo no lo hago leed el por qué en la nota de abajo).
  6. Lavar el pelo con nuestro champú habitual.

Bon profit!, ai no jaja, ¡A por un pelo más bonito!

Nota: Se la he recomendado a varias personas que son celíacas y a todas nos ha picado la piel de la cara, así que nos podemos saltar este paso. Entramos en uno de los eternos debates de si el gluten afecta a nuestra piel. Expertos dicen que no, que nos afecta si lo consumimos directamente. Pero a mí ya me ha pasado varias veces con jabones de avena y en una mudanza con una caja que había contenido pan que me han salido rojeces, etc. Así que paso de más experimentos y evito según que componentes en lo que pongo en el cuerpo, como cremas, jabones, etc. Aunque esta levadura estaba etiquetada sin gluten a mi causó rojeces en la cara y eso que la tuve poco minutos. En cambio en la cabeza me fue de maravilla y la llevé mucho rato. Quizás las personas celíacas tenemos alguna alergia a ciertos alimentos (eso ya es teoría mía, pero de verdad que me han pasado cosas en ciertos momentos con alimentos prohibidos encima de mi piel).

Fuente mascarilla: Delissin, os recomiendo visitar la entrada de Yedah. Ella explicó mucho más sobre las propiedades de los ingredientes utilizados.

Foto propiedad de: Glutoniana

***

Más truquillos en la sección LA COMIDA QUE CURA